Cuadro de amortización: Qué es y cómo saber cuándo amortizar tu hipoteca

 

Cuando hablamos de préstamos hipotecarios suelen surgir varias dudas y conceptos que no quedan demasiado claros, uno de estos es el cuadro de amortización, por eso en aHipoteques os explicamos todo lo que envuelve este término y nuestras recomendaciones.
El cuadro de amortización de un préstamo es una tabla en la que se representa cómo evoluciona la devolución de nuestro préstamo hipotecario con el paso del tiempo, reflejando todos los detalles sobre el pago de las cuotas y el pago de los intereses.

Conceptos del cuadro de amortización

Nos permite ver con claridad cuánto aumenta la cuota mensual y qué parte es la dirigida al pago de los intereses. En un préstamo intervienen tres factores claves – el capital prestado, total de dinero que recibe el cliente para el préstamo, el tipo de interés y el plazo de amortización, total de cuotas en el que se realizará el pago – y en el cuadro de amortización encontramos reflejados al detalle los siguientes:

  • Tipo de interés: precio por el cual te prestan ese dinero. Hay de diferentes tipos, fijo, mixto y variable; para saber más sobre ellos te recomendamos que leas nuestro artículo Diferencia entre hipotecas fijas, mixtas y variables.
  • Mensualidades: cantidad de cuotas en las que se divide el pago del préstamo y que deberás afrontar en lo que dure el plazo de amortización. Pueden coincidir con los meses de un ejercicio (12 meses) o superarlos y ser 13 o 14.
  • Cuota mensual: suma del capital amortizado y los intereses.
  • Intereses devengados: intereses aplicados por el dinero prestado por la entidad y no por la devolución del préstamo.
  • Capital amortizado: cuota mensual pagada a la entidad como devolución del préstamo.
  • Capital a pagar: cantidad que queda por pagar descontando las cuotas mensuales ya abonadas.

Estos son los conceptos clave que forman el préstamo solicitado pero hay que tener en cuenta varias cosas antes de pedir el préstamo hipotecario, esto os lo explicamos detalladamente en el artículo 7 cosas a saber antes de pedir una hipoteca.

Mediante este cuadro de amortización podemos hacer el seguimiento del préstamo pero también te permite conocerlo bien para poder optimizar la operación y planificar con antelación el esfuerzo monetario a afrontar durante el periodo que dure la deuda, por eso debes fijarte en:

  • Cantidad exacta de cuotas mensuales a las cuales hacer frente para poder planificar la inversión de los recursos monetarios.
  • Parte correspondiente a los intereses a pagar a la entidad.
  • Cantidad amortizada con cada cuota pagada para conocer cuánto te queda por pagar.

Esto nos lleva a la posibilidad de realizar amortizaciones anticipadas del préstamo y el coste que esta gestión conlleva.

Amortización anticipada del préstamo

Es posible adelantar de manera total o parcial el pago de la deuda, pero esto tiene un coste en forma de comisión por amortización anticipada. Esta viene marcada por la entidad financiera porque al prestarte el dinero, esta prevé unos beneficios mediante los intereses que paga el cliente periódicamente. Al amortizar el préstamo de manera anticipada, la entidad financiera pierde dinero en forma de intereses que había calculado inicialmente al concedértelo.

Esta comisión suele ser elevada y a pesar de que la nueva Ley Hipotecaria de 2019 no ha eliminado esta comisión, sí que la ha limitado y varía según la cantidad a amortizar y suele tener un valor de entre el 0% y el 2%.

Es normal que en esta situación plantees las diferentes opciones y te preguntes qué es mejor, si amortizar a cuota o plazo, pero también hay que fijarse en otras variables.

¿Cómo amortizar la hipoteca de forma más rentable?

Para hacer una gestión de la manera más rentable posible hay que fijarse en varios términos:

  1. Beneficios fiscales: Si la vivienda habitual fue adquirida antes del 1 de enero de 2013 se tiene derecho a la desgravación en el IRPF, lo que hace rentable una aportación adicional a la hipoteca para sacarle partido en la declaración de la renta.
  2. Tipo de interés a cero: sobre todo en el caso de la hipoteca variable que está directamente relacionada con el Euribor y a medida que el coste de financiación aumente (es decir, sea más cara la financiación), será más rentable amortizar.
  3. En el caso de las hipotecas de interés fijo, tienen una comisión de amortización anticipada más elevada, y además, las entidades cobran por el riesgo por el tipo de interés.
  4. Tipo de amortización: existe a cuota o a plazo, a continuación os explicamos en qué consiste cada una y cuál resulta más rentable.

¿Es mejor amortizar cuota o plazo?

Teniendo en cuenta que la mayoría de hipotecas en España vienen determinadas por el Euribor más un diferencial, la cual cosa os explicamos con todo detalle en el artículo Qué es el Euribor y cómo afecta a mi hipoteca, debemos fijarnos en este antes de tomar cualquier decisión para saber cómo influirá en las cuotas.

En primer lugar, hay que comprender la diferencia entre los dos tipos de amortización:

  • A cuota: el pago adelantado de una cantidad de dinero reduce las cuotas mensuales de la hipoteca pero manteniendo la cantidad de mensualidades en las que se paga el préstamo.
  • A plazo: se reduce el número de cuotas a pagar para la amortización de la hipoteca manteniendo la cantidad de dinero a pagar en cada cuota.

Es cierto que hay clientes que prefieren seguir pagando la misma cantidad de mensualidades pero ir más desahogado en los pagos mes tras mes.

Pero la realidad es que es  mejor amortizar a plazo, ya que, a pesar de pagar la misma cuota cada mes, acabas de pagar antes el préstamo, lo que significa que te ahorrarás los intereses de esos meses que has anticipado.

Es interesante conocer los errores más comunes al pedir un préstamo para poderlos evitar, por eso, también os recomendamos nuestro artículo de 5 errores a evitar al pedir una hipoteca.

En aHipoteques recomendamos la asesoría de un especialista de confianza, por eso te ofrecemos de manera gratuita y sin compromiso nuestros servicios. Llevamos a cabo el estudio de tu caso en cuestión ofreciéndote las mejores condiciones para tu caso.

Ajustarnos de la mejor manera a tus necesidades mes a mes de manera segura, transparente y cercana es nuestra prioridad. 

Artículos relacionados

Todo lo que debes saber sobre el contrato de arras

Todo lo que debes saber sobre el contrato de arras

Cuando te dispones a comprar una vivienda es importante conocer todo lo que esta conlleva, lo que le rodea, su funcionamiento y condiciones. Una vez meditada y tomada la decisión pasamos a firmar el contrato de arras. Como se trata de un paso muy importante en el...

Abrir WhatsApp
1
¿Te ayudamos?
Bienvenido a aHipoteques, desde aquí puedes explicarnos cualquier duda que tengas acerca de tu hipoteca y te responderemos encantados :)